Ortocen Clínica del Pie

Charito 90Charito ha cumplido 90 años el otro día. Es madre de cuatro hijos y abuela de seis nietos. Con este motivo celebramos una comida en una arrocería cerca de casa, allí nos juntamos los más próximos y lo pasamos muy bien.

A los postres enmudeció, perdió la mirada, dejó de sonreír. Nos abalanzamos sobre ella por impedir que pudiese caer de lado. Yo no encontraba los pulsos carotídeos, Enrique tampoco en la muñeca; la ambulancia llegó en un momento, la sacaron “en volandas” los enfermeros y la colocaron en La Paz. Allí estuvimos toda la tarde; pude verla dentro, en los boxes, lugares donde se adocenan los enfermos por ordenar como pueden. Estaba sentadita en un sillón, con su vestido azul de la comida, tranquila; tranquila y sorprendida por no recordar nada de lo ocurrido. Charlaba conmigo al lado de un hombrecillo que compartía “pose sedente” cerca de allí pero que “ya quisiera parecerse en algo a Charito con veinte años menos que aparentaba. En fin, ella se interesaba por el partido de la noche, el Madrid tenía que vérselas con alguien, y ella es seguidora acérrima del referido. A media noche salimos del hospital. Charito pudo disfrutar de la segunda parte casi completa.

Charito ha cumplido 90 años el otro día. Hemos hecho una enorme fiesta para celebrarlo, una fiesta de “campanillas”. Toda la familia, sus amigas de los martes, sus amigas de los sábados en la cafetería, sus amigas de los museos y los escenarios, sus amigos de Patones, sus amigas de Benidorm…

En la clase médica se habla de un nuevo concepto,el envejecimiento activo, que es lo que hay que hacer para vivir hasta los 90 años y hacerlo con calidad. En España hay más de 300.000 personas mayores de 90 años, una cifra que ha aumentado un 40% desde 1991, cuando solo 100.000 superaban esta edad. Así lo han señalado diferentes expertos del ámbito sanitario en un coloquio celebrado este miércoles pasado en Madrid con motivo del 90 aniversario del grupo farmacéutico Bial. “El arte de envejecer consiste en tener una visión positiva de uno mismo y de la vejez”, ha explicado Eduardo Rodríguez Rovira, presidente de la Fundación Edad y Vida. Según el galeno, lo primordiales realizar una actividad física e intelectual constante, cuidar la alimentación y las relaciones sociales y, sobre todo, tener un carácter optimista. Rovira ha apuntado que los estudios revelan como las personas depresivas tienen una tasa de mortalidad 1,5 veces superior a los optimistas.

La protagonista de éste segundo acto que te relato, Marina Lario Esteban, es una mujer de 97 años a punto de cumplir los 98, ha afirmado que su secreto no es otro que “una vida tranquila”. La madre de dos hijos y abuela de cuatro nietos ha señalado que a ella no le ha hecho falta tener mucho dinero para cuidarse y tener salud durante tanto tiempo. “Lo único mal es que me falla un poco la vista y que tengo 108 de azúcar”, ha bromeado. Y es que, aunque el factor genético está detrás del 25% de los casos de enfermedades cardiovasculares, la reducción del estrés es la principal baza para acabar con la que hoy es la primera causa de mortalidad en el mundo, según ha apuntado Leandro Plaza, presidente de la Fundación Española del Corazón.

Un corazón sano

La mitad de la población europea muere a causa de una enfermedad cardiovascular. “Por suerte, en España la tasa es un poco más baja, en torno al 30%”, ha recordado Plaza. Además, ha explicado quetodos los medicamentos para este tipo de enfermedades son en realidad “un fracaso” porque ésta es una enfermedad crónica “que no se cura, solo se alivia”. El doctor Plaza ha señalado la importancia de las políticas de prevención, ya que las arterias comienzan a “estropearse” en torno a los 20 o 30 años en muchos pacientes.

Por su parte, Agustín Rivero, director general de la Cartera de Servicios y Farmacia del Ministerio de Sanidad, ha señalado quelas mejoras en la Medicina y en la calidad de vida de los españoles son las causantes de que la esperanza de vida se sitúe en torno a los 80 años hoy en día, cuando “hace poco tiempo no llegaba a los 65”. Según Rivero, la edad media de muerte de la población aumenta tres meses cada año en los países desarrollados, por lo que “es normal” que comiencen a desarrollarse enfermedades relacionadas con la longevidad. Fuente ABC.ES

La entradilla, por usar un término periodístico, sobre Charito, quería presentarte el mejor “espécimen” de madre del mundo, pues sigue con fidelidad, los parámetros de los expertos para perpetuarse entre nosotros muchos años.