Ortocen Clínica del Pie

alta costura 0La alta costura, del francés haute couture, representa la creación de prendas de vestir exclusivas a la medida del cliente. La alta costura es moda hecha a mano, de principio a fin, con telas de alta calidad, prohibitivas e inusuales. Por lo general, significa malas noticias para la salud de las extremidades inferiores. Pero eso puede estar empezando a cambiar, y de una manera que va a sorprendernos.

Las discusiones acerca de la moda y los pies comienzan, por supuesto, con los zapatos de tacón alto. Los investigadores están aprendiendo más y más acerca de las miles de maneras en que los tacones altos pueden deformar las estructuras esqueléticas y afectar negativamente a la marcha, el equilibrio y la carga articular. Ahora incluso tenemos imágenes en 3D que ilustran incomparablemente la forma en que los huesos cambian, y los dedos de los pies se arrugan cuando se encuentran incrustados en el calzado de tacón alto. Aún así, las mujeres de todo el mundo logran localizar los atributos estéticos y psicosociales de los tacones altos como algo difícil de resistir.

Por fortuna algunos diseñadores creen que un enfoque técnico inteligente puede reducir al mínimo los efectos negativos de los tacones altos sin comprometer la estética, Silvia Fado es uno de ellos. La nueva línea de zapatos de tacón alto de Fado, con una “pizca de ingeniería” y un poco de hidráulica cinética, cuenta con elementos ergonómicos diseñados para absorber el impacto de una manera similar a las zapatillas deportivas de gama alta.

Un par de zapatos de tacón de aguja que reemplazan al “susodicho” mediante un muelle hidráulico, por ejemplo. No va a hacer mucho para evitar los dedos en martillo y tampoco mejorará el equilibrio, pero podría ayudar a reducir la carga en las articulaciones del retropié. Tal vez los diseños de Fado no alcancen para resolver todos los problemas relacionados con la moda y la salud de los pies, pero este tipo de enfoque, no tradicional, parece un paso en la dirección correcta. Los diseños que muestran estas creadoras británicas no son, desde el punto de vista estético, seductores, pero ha de atenderse a que aún se trata de prototipos, en cuanto se envuelvan con “cintas y lazos bonitos” se harán más atractivos, entiendo desde mi podológica atalaya de Ortocen.

alta costuraLas innovaciones tecnológicas en otras áreas de la moda también pueden tener implicaciones interesantes para el cuidado del pie. Un ejemplo de esto es el conjunto de capa y falda impresos en 3D, recientemente adquirido por el Museo de Bellas Artes de Boston, Massachusetts, EUA; y que fue construido usando una perfecta integración de materiales rígidos y flexibles mediante la colaboración entre un diseñador de moda holandés y un profesor del Instituto Tecnológico de Massachusetts.

Aparte de que pesa 7 kilogramos, el propio equipo es poco probable que alcance a tener alguna implicación directa para la salud de las extremidades inferiores. Pero la tecnología de materiales que hizo posible el traje muy bien podría cambiar radicalmente la manera en que pensamos sobre el calzado y el diseño ortésico.

Los profesionales y los laboratorios ortopédicos suelen utilizar más de un material para crear un dispositivo ortopédico, pero con las técnicas tradicionales de fabricación, esos materiales deben ser aplicados en capas. Con la impresión 3D, las opciones para la integración de diferentes materiales en un sólo dispositivo aumentan exponencialmente. Teniendo en cuenta los resultados del Georgia Tech que muestran cómo la rigidez varía dentro de las diferentes regiones del pie (si quieres leer al respecto, y lo haces en inglés, lee: “Pluses and minuses of additive and subtractive approaches), estas nuevas capacidades de fabricación podrían dar lugar a la personalización mucho más detallada de las ortesis del pie para reflejar las variaciones observadas dentro un pie en particular.

Si este tipo de tecnología se puede utilizar para hacer un conjunto de alta costura de capa y falda en 3D de 7 kilogramos, a continuación, utilizando una tecnología similar se podría crear una ortesis más efectiva para el pie. Y eso es una buena noticia para todos los pacientes, independientemente de sus preferencias de moda.

Es cierto que los objetivos de la industria de la moda a menudo chocan con los de los podólogos y los demás profesionales implicados particularmente en la salud de las extremidades inferiores. Pero la moda no siempre es el enemigo. A veces incluso puede ser una fuente de inspiración.