Para podólogos

Imprimir

¿Debilitan la musculatura de los pies las ortesis plantares?

Escrito por Aycart. Publicado en Aún hay más

Five-Fingers-Riding-ShoesEntre las muchas afirmaciones infundadas que los defensores del correr minimalista o descalzo hacen, está la de que las ortesis plantares causan debilidad muscular en pies y piernas. Una simple revisión de la literatura médica revela el efecto contrario. Algunos investigadores han confirmado que la ortesis plantar, en realidad causa tendencias positivas en la actividad muscular durante la marcha.

En su promoción de los beneficios del correr descalzo, los minimalistas defienden a menudo a las zapatillas con cuñas mas soportes u ortesis plantares, como la receta para el desastre del corredor aficionado. Su argumento es el mismo tanto para condenar la ortesis plantar como para hacer o mismo respecto a los arcos longitudinales como elemento único. Los minimalistas afirman que su uso producen debilidad muscular y atrofia, mientras que correr descalzos proporcionará el efecto contrario. En su tan manido artículo, Lieberman y sus colegas señalan que "muchas zapatillas tienen soportes para el arco y suelas rígidas que pueden conducir a la debilidad de los músculos del pie, lo que reducirá la fuerza del arco."1 En este artículo, Lieberman y sus co-autores no proporcionan referencias o datos para justificar tal afirmación.

Tome el amable lector en consideración esta declaración hecha por el bloguero de Podiatry Today Nick Campitelli, respecto a la razón por que la gente tiene lesiones asociables al uso de chanclas:

…En la misma línea: Enjuiciemos las chanclas. ¿Son las chanclas malas para nuestros pies?

No necesariamente. Lo que es malo es utilizarlas cuando previamente existe debilidad en la musculatura del pie y de la pierna. Mientras una persona utiliza todo el Invierno un zapato convencional, incluso con arco y talonera, estos músculos se debilitan o atrofian. El cambio brusco a una chancla hace que estos músculos se sobrecarguen.2

No sólo no hay evidencia de que los zapatos convencionales provocan atrofia de los músculos, tampoco la hay para aprobar la absurda conclusión de que estos llamados músculos débiles o atrofiados sean más proclives a ser utilizados en exceso cuando se calzan chanclas.

La semana pasada, un defensor del correr descalzo llamado Kenneth Craig ha publicado un comentario en el blog del podiatra Dr. Campitelli que dice: "Hacer frente a la debilidad y los desequilibrios que se producen en las distintas regiones musculares resulta mucho más eficaz con el paso del tiempo, que introducir una muleta como ortesis que podría conducirnos a un mayor debilitamiento de la musculatura, en el paso del tiempo."3

He advertido sobre la necesidad de reflexionar la validez de lo que nuestros blogueros y defensores profesionales sugieren respecto a las nuevas modas del oficio podológico. (véase en inglés  Podiatry Today).

El culto al “descalcismo” se encuentra en la parte superior de la lista de aquellos que no pueden justificar sus litigantes acusaciones. Si los defensores del descalcismo simplemente se tomaran su tiempo para estudiar la fisiología básica y luego leyeran la literatura médica de este tema, se darían cuenta de que sus afirmaciones sobre la atrofia muscular carecen de fundamento.

Cualquier clínico sagaz o científico del deporte sabe que evaluar la función muscular durante la caminata o la carrera es mucho más complejo que buscar un exceso o defecto de la actividad. Cualquiera de estas estaciones podría llegar a ser patológico,  dependiendo del tipo de pie y de la fase de la marcha.

Contemplemos la posibilidad de un paciente con deformidad de pie plano.

El grupo de Murley estudió la actividad muscular electromiografía (EMG) en 30 adultos con pies planos, y los compararon con 30 adultos con pies  normales durante la marcha.4 Durante la fase de contacto de la marcha, el grupo de arco plano mostró un aumento de la actividad del músculo tibial anterior y el descenso de actividad de los músculos peroneos largos. Durante la fase de medioapoyo y de propulsión, los pacientes con arcos planos exhibieron aumento de la actividad del tibial posterior y disminución de la actividad del músculo peróneo largo, en comparación con los pacientes con pies normales. Por lo tanto, una postura en pie plano crea una mayor demanda a los inversores del pie, y disminuye la demanda a  los eversores, durante la marcha. La hipo-actividad o la hiper-actividad de la función muscular pueden ser patológicas, y producirse en el mismo paciente con una deformidad de pie plano.

De mayor interés aún es el seguimiento realizado por el mismo equipo de investigación, en el cual observaban pacientes con arcos planos y comparaban los efectos de tanto las ortesis plantares prefabricadas como las personalizadas en la actividad muscular durante la caminata.5 Ambos tipos de ortesis disminuían la demanda en el tibial posterior durante la fase de contacto, mientras que las ortesis prefabricadas personalizadas aumentaban la actividad del peroneo  largo durante el medio-apoyo. Estos hallazgos sugieren que cuando los pacientes con arcos planos usan ortesis plantares, la función muscular mejora como para llegar a reflejar los patrones que se producen en los pies con arcos normales.

Otros varios estudios han demostrado el aumento de la actividad de ciertos grupos musculares de las extremidades inferiores cuando los pacientes llevan ortesis plantares.6, 7 Este cuerpo de evidencia refuta el mito propuesto por los descalzistas de que la ortesis plantares conducen a la atrofia muscular, y debilitan pie y pierna.

Me siento frustrado por el hecho de que algunos de mis propios pacientes están poniendo en duda el valor de las ortesis plantares deslumbrados por  la lectura de las infundadas acusaciones en foros de Internet. Soy rápido para asesorar a cualquier paciente de que hay una gran cantidad de investigación que contradicen estas falsas suposiciones. Además de su destacada labor sobre el pie plano y la función muscular, Murley y su equipo han publicado una excelente revisión sistemática de 38 estudios sobre la afectación de la función muscular por el calzado, las tobilleras y las ortesis plantares.8 El escudriñar en este amplio conjunto de conocimientos muestra claramente que no hay mérito que conceder a las falsas afirmaciones hechas por los forofos del caminar descalzo, en referencia a la función muscular y la ortesis plantar.

Referencias

  1. Lieberman DE, Venkadesan M, Werbel WA, Daoud AI, D'Andrea S, Davis IS, Mang'eni RO, Pitsiladis Y. Foot strike patterns and collision forces in habitually barefoot versus shod runners. Nature. 2010 28;463(7280):531-5.
  2. Obténgase de: http://www.podiatrytoday.com/blogged/how-minimalist-shoe-movement-has-af... .
  3. Obténgase de: http://www.podiatrytoday.com/blogged/defending-my-position-orthoses.
  4. Murley GS, Menz HB, Landorf KB. Foot posture influences the electromyographic activity of selected lower limb muscles during gait. J Foot Ankle Res. 2009; 2:35.
  5. Murley GS, Landorf KB, Menz HB. Do foot orthoses change lower limb muscle activity in flat-arched feet towards a pattern observed in normal-arched feet? Clin Biomech 2010; 25(7): 728-36.
  6. Tomaro J, Burdett RG. The effects of foot orthotics on the EMG activity of selected leg muscles during gait. J Orthop Sports Phys Ther 1993; 18(4): 532–6.
  7. Mundermann A, Wakeling JM, Nigg BM, Humble RN, Stefanyshyn DJ. Foot orthoses affect frequency components of muscle activity in the lower extremity. Gait Posture 2006;23(3):295–302.
  8. Murley GS, Landorf KB, Menz HB, Bird AR. Effect of foot posture, foot orthoses and footwear on lower limb muscle activity during walking and running: a systematic review. Gait Posture. 2009; 29(2):172-87.

Comentarios recibidos

  • ¡Excelentes puntos de vista! Sí, a los amigos de andar descalzos o con zapatillas minimalistas les gusta proclamar que la ortesis plantares y las zapatillas de atletismo con suelas gruesas, no sólo debilitan los pies, si no que perjudican a las personas, a pesar de la ausencia de evidencia científica alguna que apoye estas afirmaciones. Ya no podemos quedarnos en silencio y dejar que los defensores de la marcha descalza y las zapatillas minimalista sigan menospreciando lo que hacemos como profesión; todo para cumplir con su agenda de que los zapatos son la causa de todos los males. Todos tenemos que ser más locuaces y publicitar las debilidades de las extrañas ideas que estos sectarios propagan a través de Internet. Nuestros pacientes merecen un buen consejo basado en la ciencia, no en fanatismo científico que se acerca al absurdo.
  • Tengo cuatro estudios que han analizado la relación entre las plantillas ortopédicas y la fuerza muscular. Dos entre ellos han demostrado un aumento de la fuerza con el uso de las plantillas ortopédicas, uno no mostró ninguna diferencia,  y el cuarto no mostró diferencias entre el grupo de las plantillas ortopédicas y el grupo sin plantillas ortopédicas. Además, un estudio ha demostrado que las zapatillas realmente fortalecen los músculos. 
  • Sobre este tema puede el lector aumentar la información en el siguiente link Run Research Junki
     
  • Ningún estudio ha demostrado que las plantillas ortopédicas o los zapatos corrientes debiliten los músculos. Todos los estudios realizados sobre este tema dicen lo contrario.
  • Si presentas un pie hiperpronado lo peor que puedes hacer es trotar o caminar descalzo; pues un pie hiperpronado ya tiene su propia pronación desde el origen, desde el final del medio-apoyo, hasta el comienzo de la propulsión en el momento del despegue… donde debería estar habiendo supinación. Resulta una receta para incrementar el desastre, el pie hiperpronado, al final del medio-apoyo y la propulsión, está sufriendo más trauma en los tejidos blandos y huesos de lo normal. Resultado: dolor y artropatías.
  • La información desgranada aquí arriba proporciona referencias a la literatura que ayudan a disipar las afirmaciones totalmente infundadas de algunos de que las plantillas ortopédicas o el calzado, de modo alguno pudiesen debilitar al pie o la extremidad inferior.
  • Yo también estoy observando que algunos de mis pacientes ponen en duda el beneficio terapéutico de las plantillas ortopédicas en lo que se refiere a la posible debilidad del pie que puedan desarrollar. Me gusta explicarles la teoría de la tensión del tejido, y expresarles que las plantillas ortopédicas, simplemente reorganizan el estrés de una manera que permita a los tejidos lesionados trabajar en un nivel más adecuado de estrés, para que puedan hacerse más fuertes y no más débiles.
  • Después de leer estos estudios hace un tiempo, agradezco la revisión y el comentario sobre su importancia para la Podología y las plantillas ortopédicas.